google-site-verification: google7dcda757e565a307.html

Aumentar tu estado de ánimo, más fácil de lo que crees.

10 acciones rápidas para mejorar tu estado de ánimo

Autora: Ana Hidalgo

¿Alguna vez te has sentido chof y no has sabido cómo aumentar tu estado de ánimo?

Hoy te comparto 10 acciones muy, muy sencillas, que puedes hacer para que el buen rollo regrese a ti.

Son cosas tan tan fáciles y cotidianas que te sorprenderán por su potencial, toma nota de lo que puedes hacer.

  1. Aumentar tu estado de ánimo convirtiéndote en fan

Seguro que en más de una ocasión has visto cómo se ilumina la cara del papá o la mamá de turno cuando enseña orgulloso la foto de sus hijos.

Y es que, ellos son fans de sus hijos.

Si tu estado de ánimo está bajo y quieres mejorarlo, mira la foto de alguien a quien quieres/aprecias mucho.

Cuando miramos las imágenes de aquellos a quienes queremos mucho se nos pone un poco cara de “tontos” y sonreímos.

Y es que con esta sencilla acción recordamos momentos buenos de nuestra vida.

Por eso, conviértete en fan de quien quieres. Utiliza imágenes de tus hijos, mascotas o del cachorrito que sale en la revista para aumentar tu estado de ánimo.

Algunos truquitos: lleva fotos en tu móvil, en tu cartera, úsala de salvapantallas o fondo de escritorio en tu pc…

  1. Disminuir tu estrés adoptando una postura de poder

Algunos estudios han mostrado que la postura que adoptes influirá y mucho en tu estado anímico.

Así, por ejemplo, si siempre andas cabizbajo, de forma lenta y con los hombros encogidos acabarás sintiéndote triste.

Por eso, si quieres aumentar tu estado de ánimo, tendrás que mejorar tu postura física.

Quizás te preguntes cuál escoger, pero por suerte las investigaciones nos lo han puesto fácil.

Se ha comprobado que las posturas que indican poder (tipo súper héroe) son las más indicadas para ello.

posturas súper héroes

Esto sucede gracias a que ayudan a reducir el cortisol (hormona del estrés).

De esta forma, manteniendo 1 minuto una postura de poder, estarás menos estresado y te sentirás mejor.

  1. Mejorar tu estado de ánimo siendo más cariñoso/a

Como en el caso anterior, las investigaciones han mostrado que algunas muestras de afecto ayudan al control emocional.

De hecho, abrazar a otra persona tiene más beneficios de los que te imaginas.

abrazo

Uno de ellos es que ayuda a liberar serotonina, hormona relacionada con la felicidad y el equilibrio emocional.

Otro es que ayudan a sentirnos acompañados por lo que sentimos que nuestra carga se comparte y es más ligera.

También los besos ayudan a aumentar tu estado de ánimo dado que con ellos producimos oxitocina (hormona del amor).

Por eso, para darle un impulso a tu día, se más cariñoso con las personas que tienes cerca.

  1. Potenciar tu equilibrio emocional comiendo de forma inteligente

En muchas ocasiones aumentar tu estado de ánimo puede ser tan sencillo como comer o beber algo.

Nuestro cerebro necesita energía. Por eso, cuando está bajo de glucosa, trabaja con “batería baja” y nos sentimos más decaídos.

De ahí que sea tan importante que te alimentes bien para aumentar tu estado de ánimo.

Es más, se ha señalado que el comer es un ansiolítico natural.

De hecho, seguro que lo has visto, escuchado o experimentado alguna vez: muchas personas comen tratando de calmar su ansiedad.

Ahora bien, cuidado con no atiborrarte para tranquilizar tu ansiedad, pues comer en exceso te provocará sentimientos de culpa.

Por eso, come de forma inteligente, en lugar de no hacer nada cuando estás decaído o comerte lo primero que pilles, ten preparado algo que ayude a tu cuerpo.

Por ejemplo, tener a mano unas nueces, te ayudará a combatir un momento anímico flojo por el hecho de comer, pero también por lo que te aporta: omega-3.

nueces

Recuerda que los alimentos con omega-3 te ayudarán a aumentar la serotonina, hormona relacionada con la felicidad.

  1. Poner en forma tu cuerpo hidratándote mejor

Como ocurre con la comida, cuando bebemos, estamos mandando un mensaje muy importante a nuestro cerebro: todo va bien.

Si tu vida estuviese en peligro, no te pararías a beber agua. De hecho, ningún animal lo hace.

Imagina a una gacela parándose a beber justo cuando le persigue el león: impensable.

Y es que, este mensaje de priorizar estar a salvo frente a hidratarnos, es un mensaje que llevamos en nuestro ADN desde millones de años.

Por eso, cada vez que bebemos, emitimos un mensaje de tranquilidad a nuestro cerebro.

agua

Evidentemente no se van a resolver tus problemas por beber un vaso de agua, pero sí te dará cierto alivio.

Es decir, hidratarte te ayudará a frenar un poquito tu estrés y mejorar así tu ánimo.

  1. Aumentar tu estado de ánimo activándote

Como sabes, hacer ejercicio es beneficiosos para tu salud.

Sin embargo, quizás no sepas que incluso sólo con un par de minutos de actividad, el ejercicio mejora tu ánimo.

En momentos de mucho estrés, o cuando sientas que tu ánimo ha decaído, necesitas activarte.

saltar

Si puedes dedicarle un tiempo considerable (de 30minutos en adelante), perfecto, pero si no, no te preocupes, para aumentar tu estado de ánimo rápidamente, te bastan 1-2 minutos de ejercicio.

Ponte de pie y salta durante un minuto, pégate una carrera corta o corre en el sitio con energía. De este modo estarás activando tu cuerpo y tu mente.

  1. Tomar el control de lo que te sucede terminando una actividad

A veces nos sentimos decaídos porque no nos sentimos capaces, creemos que todo nos sale mal ese día, estamos gafados…

Cuando sentimos que lo que nos sucede está por completo en manos del azar es fácil sentirse desanimado, especialmente si crees que la suerte no está de tu lado.

Por eso, demuéstrate que tienes el control de lo que te sucede, al menos en parte.

checklist

Terminar con éxito alguna actividad te ayudará a ganar seguridad y sentir que avanzas, aunque sea despacito.

Lo curioso de nuestra mente es que no necesitas terminar una obra maestra ni ganar el premio nobel, tu ánimo se irá recuperando incluso finalizando tareas sencillas como terminar de leer un capítulo de un libro o preparándote un buen desayuno.

El truco esencial es concentrarte en lo que estás haciendo y finalizarlo con éxito.

Si practicas Mindfulness, seguro que sabes valorar la importancia de apreciar el momento presente.

  1. Relajar tu mente practicando respiración diafragmática

Fíjate que no te estoy pidiendo que te pongas a meditar ni siquiera a practicar un ejercicio completo de relajación.

Para aumentar tu estado de ánimo rápidamente tan sólo tienes que respirar de forma pausada y profunda.

Por lo general, de 3-5 respiraciones diafragmáticas profundas son suficientes para mejorar tu estado de ánimo y sentirte más calmado.

respirar

Para ello, coges aire despacito por la nariz, lo bajas a tu estómago y lo retienes un poquitín y a continuación, lo expulsas lentamente por la boca.

Tranquilo, es más sencillo de lo que suena y te irá saliendo cada vez mejor según lo practiques con asiduidad.

  1. Escuchar música alegre

Si llevas tiempo siguiendo mi blog probablemente ya sepas que me encanta la música.

Y es que, como alguien dijo, la música alimenta el alma.

escuchar música

De hecho, ya he escrito un artículo sobre sus beneficios, por lo que no me entretendré en ello, puedes leerlo pinchando aquí.

Para aumentar tu estado de ánimo escucha música. Ojo, no cualquier tipo de música, escucha aquella que te de alegría y vitalidad.

Para que no haya dudas, escucha esa que terminas cantando a pleno pulmón o te saca un meneíto al cuerpo.

  1. Sonreír

Lo sé, lo sé, cuando uno está chof de lo que menos tiene ganas es de reír, por eso tan sólo te pido una sonrisa.

Como sucede con la postura de poder, sonreír es una forma de enviar estímulos positivos a tu cuerpo.

reír

No importa que sea una sonrisa falsa o tonta, lo importante es mantener los músculos en esa posición unos minutos.

Los estudios muestran que al igual que uno sonríe cuando está feliz, pasa a estar más feliz cuando sonríe. ¡Es fantástico porque funciona en las dos direcciones!


Como ves, esto son sólo 10 formas rápidas y sencillas de aumentar tu estado de ánimo, pero hay muchas otras. Me encantará leer en los comentarios cuáles son las que tú utilizas.

Si te ha gustado el contenido, puedes hacérmelo saber en los comentarios que aparecen más a bajo, o también puedes invitarme a un café 😉 y contribuir al mantenimiento de este blog con tu donativo.

Pincha en la tacita para hacer tu donativo.



 



Sobre la autora:

“Soy Ana Hidalgo, psicóloga de profesión y persona como tú, con grandes experiencias tanto a nivel personal como profesional.

Me dedico a ayudar a personas a superar situaciones difíciles y salir fortalecidas de ellas.

Si quieres recibir semanalmente artículos sobre amor, desamor y relaciones en general, suscríbete gratis a mi blog en terapiaconAna.com”