google-site-verification: google7dcda757e565a307.html

Razones por las que viajar mejora tu vida

Beneficios de viajar desde la psicología

Autora: Ana Hidalgo

Todos hemos oído que existen muchas razones por las que viajar mejora tu vida, pero ¿te has parado a revisarlas?

Por si no te lo habías planteado, sí, existen estudios científicos al respecto.

De hecho, yo diría que, en general, se estudia todo aquello que de algún modo nos puede hacer sentir felices. Al fin y al cabo, ser feliz es el objetivo más anhelado por todos.

Hoy quiero compartirte algunos datos para que puedas apreciar los beneficios de viajar vistos desde la psicología y la ciencia.

7 razones por las que viajar mejora tu vida

  1. Disminuye el estrés

Seguro que en más de una ocasión tú también has pensado que necesitabas unas vacaciones, un tiempo de descanso.

Si bien viajar y estar de vacaciones no son siempre sinónimos (a veces viajamos por motivos laborales), parece que el hecho de romper la rutina puede hacer disminuir tu estrés.

Evidentemente, todo depende de cómo lo viva cada uno, de cómo interprete su realidad.

Sin embargo, sin duda, viajar nos permite desconectar, aunque sólo sea durante el trayecto, camino a una reunión de negocios.

Indudablemente si lo haces por placer, tu estrés disminuirá mucho más.

  1. Te ayuda a mantener tu corazón sano

Una de las razones por las que viajar mejora tu vida es, según los estudios, que ayuda a tu corazón.

Viajar es sano para ti no sólo por la disminución del estrés, sino porque también te anima a salir más, caminar y, en definitiva, moverte. Es decir, te lleva a estar un poquito más en forma, cuidando así tu corazón y tu salud en general.

De hecho, se comenta que las personas que viajan más tienen un 30% menos de probabilidades de desarrollar enfermedades coronarias.

  1. Viajar te rejuvenece

Cuando pensamos en emprender un viaje sonreímos más, estamos de mejor humor y nos sentimos más vivos.

No es sólo que nuestro cortisol (hormona del estrés) disminuya, sino que nos sentimos más llenos de vida.

Además, viajar nos rejuvenece porque desafía nuestro cerebro.

Y eso se debe a que nos lleva a situaciones que se escapan a nuestra rutina. Por ejemplo, nos lleva a mirar mapas, organizar rutas, horarios distintos de comida, de sueño…

Estos cambios, por simples que te parezcan, activan nuestras neuronas y facilita la recuperación del cerebro.

  1. Mejora tu atención

Dado que cuando viajamos nos enfrentamos a nuevos retos, desarrollamos más nuestra atención para orientarnos mejor, avistar bellos paisajes o, por ejemplo, entender otros idiomas.

Además, el querer saborear más las experiencias que vivimos durante nuestros viajes, nos ayudas a focalizar más la atención en el momento presente.

  1. Te predispone a enfrentar mejor los problemas.

Tomar algo de distancia de nuestros problemas nos ayuda a analizarlos con perspectiva.

De hecho, viajar estimula nuestra creatividad y nos predispone a buscar mejores soluciones.

Y es que nos permite aprender nuevas historias y culturas, probar nuevas cosas y, en definitiva, abrir nuestra mente a una realidad más colorida. Podemos así, analizar aquello que nos preocupa desde perspectivas que quizás antes no habíamos visto.

  1. Viajar te lleva a fortalecer tu empatía

Por lo general, cuando viajamos salimos con una mentalidad más tolerante y abierta a nuevas experiencias.

Nos atrevemos más a contactar con otras personas e iniciar conversaciones, aunque tan sólo sea para pedir indicaciones o comentar lo bonito que es el lugar.

Es más, si viajas a lugares donde se hablen otras lenguas, viajar te ayudará a descubrir que, por encima de todo, hay un lenguaje universal al que se llega con buena voluntad, educación y amabilidad.

¿Quién no se ha hecho entender alguna vez con gestos? La gratitud, la amabilidad, a veces se regala de la forma más sencilla, con una sonrisa o un gracias chapurreado en la lengua de la ciudad que te acoge.

  1. Favorece el autoconocimiento

Si en alguna ocasión has viajado solo, posiblemente hayas aprendido un montón de ti en el viaje.

Quizás hayas descubierto que eres capaz de hacer más cosas de las que pensabas, que algunos prejuicios que no sabías que tenías se han visto desmontados, que te gustan cosas que antes ni sospechabas o, por ejemplo, que te haya servido para reflexionar sobre qué es lo que quieres realmente.

Y es que, cuando estamos fuera de casa, tendemos a ser más valientes.

Así, nos atrevemos a sumergirnos en experiencias nuevas como montar en ala delta o moto acuática y esto, poco a poco, va cambiando nuestra visión de nosotros mismos.

En definitiva, nos hace sentirnos más fuertes y nos da la posibilidad de mejorar nuestro autoconcepto.


Ahora bien, estas son sólo 7 razones por las que viajar mejora tu vida, si bien, existen muchas otras. Por ejemplo, te ayuda a conectar y conocer más a la persona con la que viajas, a valorar lo que tienes (especialmente si viajas a zonas con menos recursos), te permite oxigenar tus pulmones y mantenerte en contacto con la naturaleza…

Cada uno tiene sus propios motivos para viajar, y estos motivos le llevarán a unos u otros tipos de beneficios. ¿Sabes cuáles son los tuyos? Me encantará leerlos en los comentarios.


“Si te ha gustado el contenido, puedes hacérmelo saber en los comentarios que aparecen más a bajo, o también puedes invitarme a un café 😉 y contribuir al mantenimiento de este blog con tu donativo.

Pincha en la tacita para hacer tu donativo.”






Sobre la autora:

psicóloga Ana Hidalgo“Soy Ana Hidalgo, psicóloga de profesión y persona como tú, con grandes experiencias tanto a nivel personal como profesional.

Me dedico a ayudar a personas a superar situaciones difíciles y salir fortalecidas de ellas.

Si quieres recibir semanalmente artículos sobre amor, desamor y relaciones en general, suscríbete gratis a mi blog en terapiaconAna.com”